III Foro Pyme Salamanca organizado por Popular y LA GACETA

“Este es el momento del cliente, del consumidor”

Juan Atanasio Carrasco, Consejero Delegado, repasó en el III Foro Pyme la historia de la empresa familiar Santos Carrasco, a la que pertenece, y cómo la evolución que ha experimentado en sus 120 años de trayectoria ha contribuido a modificar también la historia de Guijuelo, municipio en el que nació el negocio y en el que sigue asentado.

Durante su discurso Carrasco realizó un alegato en favor de la calidad “máxima”. Advirtió que algunas empresas han buscado atajos para poder competir en épocas de crisis, cambiando la calidad por rendimiento. “Ahí las grandes compañías nos pueden. Tienen más recursos que nosotros, las pymes, y en volumen los recursos son fundamentales, ya que disminuye la rentabilidad por pieza”, trasladó el empresario, tan convencido de este extremo que desveló que una de las líneas de futuro de su empresa es la apuesta clara por la calidad y no por la cantidad.

Carrasco también defendió el espíritu arriero guijuelense, que se abandonó cuando en los 80 la demanda era tan alta “que nos venían a comprar y no salíamos a vender como nuestros bisabuelos”, algo que según el empresario se demostró que fue una trampa a largo plazo. Apoyada en ese carácter de antaño, la industria Santos Carrasco ha creado una gran red de ventas. “Es posible que sea lo más duro y lo más transcendente que hayamos hecho”, confesó. “Los tiempos han ido cambiando. Al principio el protagonista era el ganadero o el agricultor, luego el fabricante, después los intermediarios y ahora es el momento de los clientes y, sobre todo, de los consumidores, por eso es importante la red de ventas”. En cuanto al futuro, Atanasio Carrasco considera que el mercado español es el más importante, “pero el presente continuo está en la exportación”. Añadió que para combatir las crisis cíclicas que sufre el ibérico “debemos apostar por la calidad máxima, por fomentar la investigación para mejorar y, en definitiva, por defender la marca”.